miércoles, 23 de julio de 2014

Los astronautas que viajan a Marte serán amenazados por radiación equivalente a más de 50 tomografías computarizadas


La dosis de radiación en un viaje a Marte sería superior al valor típico recibida por los miembros de la tripulación dentro de la Estación Espacial Internacional: a unos 200 milisieverts por año. Por el contrario, la gente en la Tierra están normalmente expuesta a alrededor de 3 milisieverts al año.

La Dosis recibida en un viaje a Marte no suma la posibilidad de una tormenta radiactiva espacial, ni un paseo cercano a la superficie marciana. La dosis del viaje de ida y vuelta es similar a obtener una tomografía computarizada de cuerpo completo cada cinco o seis días, dijo el investigador principal, Cary Zeitlin, del Instituto de Investigación del Suroeste en Boulder, Colorado.

Y es que los planes para la exploración del espacio están en plena rampa ascendente, aunque la radiación es una gran preocupación porque los rayos cósmicos galácticos de alta energía arrojados por las explosiones de supernovas distantes mandan estallidos esporádicos como partículas cargadas lanzadas por el sol. Sin embargo, el campo magnético de la Tierra ayuda a desviar gran parte de esa radiación dañina.


NASA
Se han hecho esfuerzos previos para medir el riesgo de radiación para los futuros viajeros a Marte, pero la mejor estimación es la que viene de la misión Curiosity de la NASA. Ubicado en el interior del vehículo cuando se lanzó en 2011, un sensor de radiación tomó lecturas durante el crucero de 8,5 meses a Marte.
A partir de esas cifras, los científicos calculan exposición a la radiación de un viajero espacial para un viaje rápido de seis meses en una nave espacial similar y blindada. La dosis de Ida y vuelta sería alrededor de 662 milisieverts. Eso es un valor importante en la carrera de un astronauta, ya que son 1.000 milisieverts lo que muchas agencias espaciales internacionales utilizan para limitar la dosis de radiación acumulada en el espacio. Umbral de la NASA varía ligeramente en función de la edad y el género.

Fuente de información:
http://www.news.com.au/technology/science/mars-astronauts-face-radiation-threat-equal-to-more-than-50-ct-scans/story-fn5fsgyc-1226654164404


martes, 22 de julio de 2014

Trazadores radiológicos mejorados para Tomografía de Emisión de Positrones


Los científicos han desarrollado un método directo para fabricar trazadores de enantiómeros individuales para la tomografía por emisión de positrones (TEP).

Unas moléculas pequeñas que contienen un isótopo radioactivo de flúor, llamados trazadores radiológicos de F18, se utilizan para detectar y realizar un seguimiento a los pacientes de ciertas enfermedades. Cuando se inyectan en el cuerpo, estas moléculas se acumulan en objetivos específicos, tales como los tumores, y pueden ser visualizadas por su etiqueta radiactiva en un escáner de imágenes por TEP. Las etiquetas de F18 se descomponen rápidamente y por lo tanto la radiactividad desaparece después de aproximadamente un día.

Pero sólo hay unos pocos métodos disponibles para obtener trazadores radiológicos de F18. Por otra parte, las técnicas existentes tienden a exigir condiciones muy duras que obstaculizan la colocación de enlaces químicos más delicados para un trazador radiológico. Investigadores de la Universidad de Princeton (Princeton, NJ, EUA) informaron que tienen ahora una manera de producir trazadores radiológicos de F18 con la cual se evita ese problema. “Es el primer método para la formación selectiva de enantiómeros con enlaces carbono-F18”, dijo la investigadora principal, la Dra. Abigail Doyle, profesora asociada de química de Princeton.

Los trazadores radiológicos hasta ahora han sido evaluados en su mayoría como mezclas de enantiómeros. Los enantiómeros son moléculas totalmente idénticas en su composición pero la disposición de sus átomos en el centro quiral corresponde a imágenes especulares. Un centro quiral es un átomo, generalmente de carbono, que está conectado a cuatro grupos diferentes. “Sabemos en biología, que las interacciones de las moléculas pequeñas con las enzimas a menudo dependen de las propiedades 3D [tridimensionales] de la molécula. Poder preparar los enantiómeros de un trazador quiral determinado, con el fin de establecer cuál trazador tiene las mejores propiedades de unión y para la obtención de imágenes podría ser realmente útil”, dijo la Dra. Doyle.

Referencia en Medimaging

lunes, 21 de julio de 2014

¿Qué son las 'líneas de cebra' en la Radiografía ósea?




Las 'líneas de cebra' radiológicas son una manifestación de la administración de tratamiento cíclico con bifosfonatos*. Comúnmente estos hallazgos los encontramos en radiografías de niños antes de su cierre de las placas de crecimiento epifisario, pero también podemos verlas en mujeres que se han tratado con bifosfonatos para Cáncer de mama, por metástasis ósea.

Estos medicamentos pueden fortalecer los huesos que han sido debilitados al ser invadidos por las células del cáncer de mama para reducir el riesgo de dolor y fracturas. Además, los bifosfonatos pueden ayudar a prevenir el adelgazamiento de los huesos (osteoporosis)


Durante la administración de bifosfonatos, los huesos se vuelven más densos y radiológicamente opaco, y aparecen múltiples opacidades lineales transversales que se producen a través de las metáfisis de los huesos en crecimiento. Estas 'líneas cebra' son una repercusión radiológica de la acción de los bifosfonatos en el esqueleto inmaduro, típico en edad pediátrica y hasta etapas de maduración de huesos.


*Los bifosfonatos limitan la actividad de determinadas células óseas, denominadas osteoclastos, que contribuyen al debilitamiento óseo y al deterioro que causa la osteoporosis.
Los siguientes bifosfonatos están aprobados por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de los Estados Unidos para el tratamiento de la osteoporosis:
Fosamax (nombre genérico: alendronato sódico)
Actonel (nombre genérico: risedronato)
Boniva (nombre genérico: ibandronato)
Reclast (nombre genérico: ácido zoledrónico)

Existen otros bifosfonatos en estudio para la protección de los huesos durante el tratamiento del cáncer de mama. Se trata de los siguientes:
Zometa (nombre genérico: ácido zoledrónico) (es una formulación distinta de Reclast)
Bonefos (nombre genérico: clodronato)
Pamidronato
Zoledronato


Fuentes:
Cancer.org
Breastcancer.org.es
Revista de Osteoporosis y Metabolismo Mineral

sábado, 19 de julio de 2014

Imágenes cerebrales por fRM proporcionan información sobre síndrome de fatiga crónica

Un estudio con imágenes neurológicas por Resonancia Magnética funcional ha demostrado que los pacientes con síndrome de fatiga crónica pueden presentar reducción de las respuestas de la región del cerebro relacionada con la fatiga, en comparación con las de los participantes sanos de control del estudio. Estos hallazgos sugieren que el síndrome de fatiga crónica se asocia con alteraciones del cerebro en las cuales intervienen los circuitos cerebrales que controlan la actividad motriz y la motivación.

Imagen: La activación de los ganglios basales durante una tarea de apuestas. De izquierda a derecha: Cortes axial, coronal y transversal del cerebro. La fila superior muestra la activación durante el contraste entre ganar y perder, para una muestra conjunta de sujetos positivos y de control para el síndrome de fatiga crónica (SFC), como un mapa estadístico paramétrico

En comparación con los controles sanos, los pacientes con síndrome de fatiga crónica tenían una menor activación de los ganglios basales, según las mediciones hechas con imágenes de resonancia magnética funcional (fRM). Esta disminución de la actividad de los ganglios basales también se asoció con la gravedad de los síntomas de fatiga.


Referencia para revisar en este enlace de Medimaging

TC de tórax que permite predecir riesgo de enfermedad cardiovascular

Unos hallazgos incidentales de la tomografía computarizada (TC) de tórax pueden ayudar a identificar a los individuos en riesgo de futuros ataques cardiacos y de otros eventos cardiovasculares, según un estudio reciente.
Imagen: Ejemplos de hallazgos obtenidos con TC torácica cardiovascular. Medición del diámetro de la aorta torácica ascendente (A). Medición del diámetro cardiaco (B). Calcificaciones en la arteria coronaria descendente anterior izquierda y en la aorta torácica descendente (C). Calcificaciones en la válvula mitral (D) (Fotografía cortesía de la RSNA).

“Además de los propósitos para diagnóstico, la TC de tórax puede ser utilizada para la predicción de la enfermedad cardiovascular”, dijo Pushpa M. Jairam, MD, PhD, del Centro Médico Universitario de Utrecht (Utrecht, Holanda; www.umcutrecht.nl). “Con este estudio, hemos tomado una nueva perspectiva al ofrecer un método diferente para la predicción de riesgo de enfermedad cardiovascular estrictamente con base de la información disponible para el radiólogo”.

Las personas con alto riesgo de eventos cardiovasculares se identifican actualmente a través de herramientas para la estratificación del riesgo con base en factores de riesgo convencionales como edad, sexo, presión arterial, niveles de colesterol, diabetes, tabaquismo y otros factores que se cree que están relacionados con las enfermedades del corazón. Sin embargo, se presentan un número significativo de eventos cardiovasculares en personas sin esos factores de riesgo convencionales o en pacientes a quienes no se han detectado o diagnosticado esos factores de riesgo.

“En una buena cantidad de literatura se ha documentado claramente la incertidumbre de los modelos de predicción basados en los factores de riesgo convencionales”, dijo la Dra. Jairam. “Con este estudio, enfrentamos hasta cierto punto la necesidad de cambiar la forma de evaluar el riesgo cardiovascular a partir de los factores de riesgo convencionales por las mediciones directas de la aterosclerosis subclínica”.

Al realizar la TC de tórax, los radiólogos se encuentran constantemente con resultados que no están relacionados o de los cuales no se sospecha cuando se ordena la TC, los cuales son conocidos como hallazgos incidentales. Los hallazgos incidentales que muestran los primeros indicios de la aterosclerosis son bastante comunes y podrían desempeñar un papel en una estrategia de detección para la población general que busque identificar a los individuos con riesgo alto de eventos cardiovasculares. Sin embargo, actualmente no existe una orientación sobre la manera de evaluar estos resultados en la práctica habitual.

La Dra. Jairam y sus colegas se propusieron desarrollar y confirmar un modelo de predicción basado en imágenes para evaluar de manera más efectiva la contribución de los hallazgos incidentales que se encuentran en las TC de tórax para la detección de los pacientes con riesgo alto de enfermedad cardiovascular. El estudio retrospectivo, publicado en línea el 27 de mayo de 2014, en la revista Radiology, examinó la información del seguimiento a 10.410 pacientes a quienes se les practicó una TC de tórax para diagnósticos no cardiovasculares. Durante un período de seguimiento de 3,7 años en promedio, se presentaron 1.148 eventos cardiovasculares entre estos pacientes.

Las tomografías computarizadas de estos pacientes y de un muestreo aleatorio de 10% de los pacientes restantes de ese grupo fueron calificadas visualmente en busca de varios hallazgos cardiovasculares. El modelo de predicción final incluyó el género, la edad, la razón para ordenar la TC, calcificaciones en la arteria coronaria descendente anterior izquierda, calcificaciones en la válvula mitral, calcificaciones en la aorta descendente y diámetro cardíaco. Se encontró que este modelo permitió asignar con exactitud a los individuos en las categorías de riesgo clínicamente pertinentes.

Los resultados revelaron que la información radiológica puede complementar los métodos clínicos convencionales para la detección del riesgo cardiovascular y puede mejorar el diagnóstico y el tratamiento de los pacientes elegibles. “Nuestro estudio proporciona una estrategia innovadora para identificar a los pacientes con riesgo alto de enfermedad cardiovascular, independientemente de su condición en cuanto a los factores de riesgo convencionales, con base en la información incidental libremente disponible en una TC de tórax para diagnóstico de rutina”, dijo la Dra. Jairam. “La regla de predicción resultante puede ser utilizada para ayudar a que los médicos puedan remitir a estos pacientes con el fin de que reciban un manejo preventivo y oportuno del riesgo cardiovascular”.

La Dra. Jairam destacó, sin embargo, que es necesario un estudio prospectivo y multicéntrico para validar el impacto de estos hallazgos.

Fuente: Medimaging

viernes, 18 de julio de 2014

Radiología del Túnel Carpiano


El 'canal carpiano' sirve para visualizar: fracturas en el gancho del ganchoso, pisiforme y del trapecio , se observan frecuentemente en los deportistas , para identificar trastornos  de los huesos que contienen los tendones de los flexores de los dedos y el nervio mediano.
Estas radiografías de la muñeca también se deben hacer para descartar otros problemas (como artritis de la muñeca).
Existen otros factores menos conocidos pero determinantes como el alcoholismo, fracturas de huesos y artritis de la muñeca, quistes o tumores en la muñeca, infecciones, obesidad, retención de líquidos del embarazo o menopausia y la artritis reumatoidea.

Existen dos técnicas radiográficas para valorar la estructura ósea:
  • Canal carpiano (método de Gaynor-Hart)
  • Proyección Tangencial (ínferosuperior o marschall)


En la Gaynor Hart, la posición de la parte a explorar exige esta colocación:
· hiperextienda la muñeca y centre el chasis con la articulación a nivel de la apófisis estiloide del radio
· ajuste la posición de la mano para que su eje longitudinal quede lo mas vertical posible
· para evitar superposiciones de las sombras ,realice una rotación hacia el lado radial
· haga que el paciente sujete los dedos con la mano opuesta.



Rayo central Dirija el rayo central hacia la palma de la mano hacia un punto situado aproximadamente  2,5 cm. distal a la base del 3 metacarpiano con un ángulo de 25º a 30º con el eje longitudinal de la mano.




Proyección Tangencial
Ésta proyección es una variante de la proyección de canal carpiano según el método de Gaynor-Hart.
Se utiliza cuando el paciente se encuentra imposibilitado de realizar la maniobra de colocar o mantener la muñeca en hiperextensión, y gracias a esta modificación se puede obtener una imagen similar.

Marshall recomienda cuando la flexión dorsal sea limitada, se coloque una cuña de 45º (grados) debajo de la superficie palmar y así elevando la muñeca para situar el canal carpiano tangente al rayo central.
*A causa de la DOR (distancia objeto receptor), se produce un ligero grado de magnificación.

Estructuras anatómicas:

* Túnel carpiano
* Hueso ganchoso
* Tuberosidad del escafoides
* Cara palmar del carpo




El Síndrome del Túnel Carpiano (STC)

Es una patología que afecta a la mano, provocada por una presión sobre el nervio mediano a nivel de la muñeca. Esto provoca síntomas como adormecimiento y hormigueos en la mano (especialmente en los dedos pulgar, índice, corazón y mitad del anular). Los síntomas pueden aparecer con actividades como conducir un vehículo, escribir, u otros ejercicios que suponen una utilización significativa de la mano. El STC avanzado, puede producirse una pérdida de fuerza y una disminución de la masa muscular en la base del pulgar.

Las personas con artritis reumatoide, hipotiroidismo, diabetes, amiloidosis, insuficiencia renal y algunos otros problemas médicos, están más predispuestas a padecer este síndrome del Túnel Carpiano
Puedes revisar este post sobre El Túnel Carpiano y sus padecimientos modernos




Imagenologia del Tunel Carpiano



Recientemente he conocido a un compañero almeriense, con alto nivel de aplicaciones en Resonancia, que está investigando cómo cuantificar y valorar la neuropatía en tunel carpiano. Espero poder compartir con vosotros sus avances y resultados.

jueves, 17 de julio de 2014

Parada cardíaca: hallazgos radiológicos en TAC

Que se produzca una parada cardíaca (PC) durante la realización de una tomografía computarizada (TC) es muy poco frecuente y se ha descrito pocas veces en la bibliografía consultada. Sin embargo, los hallazgos radiológicos que origina a nivel abdominal como las venas abdominales densas y los niveles contraste-sangre, son característicos.

En este Enlace de Elsevier puedes revisar la Publicación de este caso de un varón de 71 años, anticoagulado por fibrilación auricular, que refirió de forma brusca dolor abdominal y sensación de mareo. Se le palpó una voluminosa masa dolorosa en el hemiabdomen izquierdo, que asociaba equimosis cutánea. La ecografía abdominal objetivó un hematoma retroperitoneal de 12 cm de diámetro.

Posteriormente se solicitó una TC abdominal para valorar la actividad y el origen del sangrado. El estudio se realizó en un HiSpeed de General Electric de una sola corona, con cortes simples y tras la administración de 120ml de contraste intravenoso a los 30 y 90 s respectivamente. El paciente estaba monitorizado y la exploración fue supervisada por el intensivista.

Cortes axiales de TC con contraste intravenoso. A) Nivel contraste-sangre en la aurícula derecha (flecha blanca corta). Aorta torácica colapsada con escaso realce (flecha negra larga). Vena ácigos (flecha negra corta) y venas intercostales (flecha blanca larga) densas. B) Ausencia de opacificación de las cámaras cardíacas (asterisco). Estasis del contraste en las venas hepáticas (flecha negra). C) Estasis del material de contraste en la vena cava inferior (flecha negra corta) con opacificación muy densa de las venas suprahepáticas y del parénquima del lóbulo hepático derecho. Estasis en la vena porta y sus ramas principales (flecha negra larga).

La PC se define como el cese brusco de la función de la bomba cardíaca, que puede ser reversible con una intervención rápida mediante maniobras de RCP, pero que en ausencia de éstas conduce invariablemente a la muerte1.

En las escasas y cortas series disponibles en la revisión bibliográfica efectuada, la PC durante la realización de una TC se ha descrito en pacientes hemodinámicamente inestables con sangrado intraabdominal o traumatismo toracoabdominal cerrado. También tras procesos agudos como la disección aórtica, la rotura de un aneurisma aórtico abdominal, el infarto de miocardio con shock cardiogénico o el tromboembolismo pulmonar.

Cortes axiales de TC con contraste intravenoso. A) Nivel contraste-sangre en la vena cava inferior (flecha negra larga). Aorta abdominal colapsada sin realce vascular (flecha blanca corta). Estasis de contraste en la confluencia esplenoportal (flecha negra corta). Venograma renal izquierdo (flecha blanca larga). Riñón izquierdo desplazado anteriormente. B) Venas renales densas en su desembocadura en la vena cava inferior (flecha). C) Hematoma retroperitoneal sin signos de actividad (asterisco). Venas del plexo paravertebral densas (flecha).

Cuando se produce una PC, la distribución del material de contraste que se está inyectando está determinada en parte por la presión ejercitada por el inyector y en parte por la presión hidrostática del propio contraste. Dado que en ausencia de la bomba cardíaca no existe movimiento anterógrado de la sangre hacía el ventrículo derecho, la presión en la aurícula derecha aumenta, y el inyector puede generar un reflujo forzado del material de contraste. Esto causa estasis del mismo en las zonas declives de la parte derecha del cuerpo, como en la aurícula derecha y en la VCI, donde se produce un nivel contraste-sangre, que es un indicador precoz de fallo cardíaco y muerte inminente.

La ausencia de dilución del contraste con la sangre circulante causa una apariencia marcadamente densa de las estructuras venosas abdominales, que se describe como el signo de las venas densas. La opacificación de la vena porta representa una forma extrema de reflujo de contraste.

Otras manifestaciones radiológicas que pueden aparecer son un realce parenquimatoso escaso o ausente en las vísceras abdominales y una aorta de calibre pequeño. En el tórax se describen también realce nulo o escaso en las cavidades cardíacas izquierdas y ausencia de artefactos del movimiento cardíaco.

Reconocer los hallazgos radiológicos de una PC con rapidez es crucial para identificar esta situación, abortar inmediatamente la exploración en curso, e iniciar las maniobras de reanimación cardiopulmonar.

Estos hallazgos tienen implicaciones éticas para los radiólogos y el resto de personal sanitario que participa en el proceso de realización de una TC.

Autor para correspondencia. mlfatahi@yahoo.es

martes, 15 de julio de 2014

Moléculas mejoran desempeño de agentes de contraste para resonancia magnética


Unos científicos biomédicos han aumentado la eficacia de los agentes de contraste específicos que se utilizan con frecuencia para obtener imágenes de los vasos sanguíneos y las hemorragias internas, uniéndolos a unas nanopartículas. El agente de contraste que se va a utilizar se empaqueta dentro de o se une a la superficie de unas partículas microscópicas, las cuales pueden ser diseñadas para dirigirse a partes específicas del cuerpo o para prolongar la actividad del agente.

Cuando se realiza una prueba de Resonancia Magnética con administración de agente de contraste sucede que un compuesto que, al ser inyectado en el torrente sanguíneo o ingerido por el paciente antes de la RM, mejora la claridad de los órganos y de las estructuras que se observan en la imagen obtenida. Una clase típica de agente de contraste, que se utiliza con frecuencia para obtener imágenes de los vasos sanguíneos y las hemorragias internas, contiene gadolinio, un metal del grupo de las tierras raras.

Una de las dificultades de trabajar con liposomas es su tendencia a degradarse dentro del cuerpo. Cuando los liposomas cargados con el fijador fueron degradados, se perdió parte de la eficacia del gadolinio.
“Este sistema funciona como el velcro a nivel molecular y adhiere las unidades funcionales a la cara externa de un liposoma”, dijo el Dr. Smith, quien fue el autor principal del estudio. “Este trabajo representa una nueva estrategia para el diseño de materiales, escalable y fácil de implementar. El desarrollo de estos agentes de contraste mejorados tiene el potencial de impactar directamente sobre la vida de los pacientes mediante la detección de los vasos sanguíneos dañados”.

En un segundo estudio publicado el 8 de abril de 2014 en la revista Langmuir, los Dres. Kong y Smith desarrollaron un proceso para la reticulación química de los componentes de la nanopartícula con el cual se prolongó la vida de las nanopartículas en ambientes biológicos.

Enlace Relacionado: http://www.igb.illinois.edu/
Fuente:
MedImaging

viernes, 11 de julio de 2014

El H Reina Sofía radiografía esculturas del Museo de la Catedral de Murcia para su rehabilitación


El Servicio de Radiología del Hospital Reina Sofía de Murcia colabora con el Museo de la Catedral radiografiando las tallas que precisan rehabilitación para obtener información útil a la hora de comenzar los trabajos.
La colaboración entre estas dos instituciones comenzó hace un año y tiene escasos precedentes en la Región de Murcia. El Jefe de servicio de Radiología del Hospital Reina Sofía, el doctor Vicente García Medina, explica que “la tomografía axial permite hacer un estudio de la estructura interna de la talla y ver cómo se encuentra, y al mismo tiempo nos permite hacer reconstrucciones en varias dimensiones”. Y, según cuentan, el proceso es sencillo: se lleva la figura al hospital en horario no asistencial, como parte del ejercicio de responsabilidad social entre instituciones, por parte del director del Museo y la restauradora, y se procede al escaneado, teniendo en cuenta que las dimensiones permitan la prueba.

Fuente: Acta Sanitaria