Publicidad

sábado, 5 de octubre de 2013

La resonancia magnética permite diagnosticar la espondiloartropatía con años de antelación



A través de la resonancia magnética se puede cuantificar la inflamación y detectar lesiones que con otras técnicas de imagen no se pueden descubrir. Esta es una de las conclusiones del Curso Imaging in Rheumatic Diseases que se celebró en Junio 2013 en San Lorenzo de El Escorial, España.

Sobre las espondiloartropatías
Las espondiloartritis o espondiloartropatías son un grupo de enfermedades inflamatorias sistémicas crónicas de etiología desconocida y que afectan a las articulaciones sacroilíacas, el  raquis y las entesis. Las patologías clasificadas en este grupo son la espondilitis anquilosante, la artritis reactiva, la artritis psoriásica, la artritis de la enfermedad inflamatoria intestinal, un subgrupo de artritis crónica juvenil y las espondiloartritis indiferenciadas.

Imagen Diagnóstica Radiológica en espondiloartropatías
Alrededor de 450 reumatólogos españoles, europeos e iberoamericanos participaron en la V edición del Curso Imaging in Rheumatic Diseases que se celebró en el Euroforum de San Lorenzo de El Escorial (Madrid) durante los días 10 y 11 de junio.

Durante este curso se abordaron los principales sistemas basados en el radiodiagnóstico: la radiología convencional, la tomografía computerizada, la resonancia magnética y la ecografía musculoesquelética. 
El Dr. Pere Barceló, jefe de la Unidad de Reumatología del Hospital Universitario Vall d´Hebrón de Barcelona, jefe del Servicio de Reumatología del Hospital Universitario Sagrado Corazón de Barcelona y director ejecutivo del curso explicó que “la imaginología es algo básico tanto en la práctica clínica diaria como en la investigación de muchas enfermedades reumáticas.”

Las técnicas de imagen son todas aquellas que se utilizan para visualizar las alteraciones articulares y de partes blandas que producen las espondiloartropatías. Estos métodos permiten realizar el diagnóstico y la monitorización del tratamiento y pronóstico de estas enfermedades de origen autoinmune que se caracterizan por la inflamación y el daño en las articulaciones sacroilíacas y raquis.

El Dr. Pere Barceló, detalla que “la radiología convencional es la primera opción a elegir en la práctica clínica diaria y en muchas ocasiones, a través de ella, se logra un diagnostico de certeza. No obstante, cuando hay dudas, se pueden utilizar otros métodos como la resonancia magnética y la ecografía”.

Imagen Diagnóstica de Resonancia en espondiloartropatías
La resonancia magnética, tal y como explica el Dr. Barceló, “apareció hace 25-30 años. La calidad de sus imágenes no ha dejado de mejorar, lo que ha contribuido notablemente a poder apreciar con mucha más exactitud las patologías no sólo a nivel óseo, sino también en partes blandas (músculo, tendones, etc.) y a proporcionar imágenes de lo que podríamos llamar el proceso inflamatorio (sinovitis, inflamación del hueso, sacroilitis, etc.)”. Así, por ejemplo, en las espondiloartritis de afectación axial (de la columna vertebral y las articulaciones sacroilíacas), “la herramienta más eficaz es la resonancia magnética”, añade el Dr. Barceló.

A través de la resonancia magnética, se puede cuantificar la inflamación y detectar lesiones que con otras técnicas de imagen no se pueden descubrir. El Dr. Carlos González Fernández, médico adjunto del Servicio de Reumatología del Hospital Universitario Gregorio Marañón de Madrid, describió que “esta opción permite realizar un pronóstico individual del paciente y adecuar el tratamiento para conseguir la remisión de la enfermedad. En las espondiloartritis axiales nos permite, además, adelantar el diagnóstico en al menos cuatro años en comparación con la radiología convencional.”