Publicidad

sábado, 13 de abril de 2013

Resonancia Magnética de Articulaciones: brazos y piernas (Resonance joints)

RM de articulaciones de ONI
Vamos a comprobar la evolución de una tecnología, comprobando el valor añadido que se añade a las características de un equipamiento.

En 2010 se instaló en la Clínica Cemtro de Madrid el primer aparato de Resonancia de Articulaciones de 1.5 teslas. Era de la marca Oni, que la desarrolló en el inicio, y al parecer era de las primeras en Europa.
Esta noticia la publiqué en el blog el 10 de julio de 2010, comprobable aquí.

Meses antes, desde verano de 2009, se inició la negociación para la adquisición de la línea de productos de Resonancia de ONI por parte de General Electric. Pues bien, este equipo llegó a España, y según me ha contado y matizado el seguidor de este blog Antonio Rey Costa, Técnico Supervisor del centro madrileño: "Durante un año estuvimos recibiendo visitas de todas las partes del mundo, para mostrar el funcionamiento y calidades de imagen para su venta. Para dar más datos: el catálogo de GE para la comercialización de esa RM está compuesto por imágenes obtenidas con esta máquina y, si no recuerdo mal, la Técnico de un centro de Málaga estuvo con nosotros aprendiendo durante unos dias".

Efectivamente, después, en los primeros meses de 2011 (Clínica Martí Torres, en Málaga) se instaló el equipo de Resonancia ya en versión GE: la Optima MR430s de 1,5 Teslas de GE Healthcare
Optima MR430s de 1,5 Teslas de GE Healthcare
Fijáos, queridos colegas, en la comparación de las fotos, que el asiento apenas cambia, pero sí cambiaron el armazón, colores, y el protector de la entrada.

El soft (programas informáticos) de estos equipos permiten la reducción del riesgo de error cuando existen artefactos ferromagnéticos (clavos, grapas, etc.) en el interior del cuerpo humano.

La Resonancia de Articulaciones se define como una Instalación diagnóstica de resonancia magnética abierta que afina la calidad y permite que el paciente se acomode, relajado, en su sillón y no tenga que introducirse en una máquina de cuerpo entero.

- Este equipo evita la sensación de claustrofobia que producen los equipos convencionales y está especialmente diseñado para extremidades inferiores y superiores
- Incorpora tecnología de última generación que permite acceder a campos muy pequeños con gran detalle anatómico

Evita la Claustrofobia
La resonancia magnética (RM) es una prueba segura e indolora en la que se utiliza un campo magnético y ondas de radio para obtener imágenes detalladas de los órganos y las estructuras del cuerpo. El equipo de resonancia magnética está conformado por un imán con forma de anillo que suele tener un tubo en el centro. Los pacientes se tumban en una camilla que se desliza hacia el interior del tubo.

Pero no es tan sencillo. La prueba requiere inmovilidad absoluta durante al menos 20 minutos, y la estrechez y longitud del tubo generan una notable sensación de angustia a muchas personas, además de hacer impracticable la prueba al 4% de la población que padece de claustrofobia (quien padece esta problemática evita subir en ascensor, viajar en metro, quedarse encerrado en una habitación pequeña o incluso hacerse una resonancia magnética).

En la Clínica Corachan de Barcelona (también implantaron este equipo, en otoño de 2011) donde se realizan cada año más de 17.000 resonancias magnéticas. Hasta ahora, las personas que debían someterse a esta prueba por problemas en extremidades inferiores y superiores tenían que introducirse en el “tubo” del equipo de Resonancia.
Desde la llegada de estos equipos, sin embargo, esto ya no será necesario, lo que sin duda supone una gran mejora en el bienestar de los pacientes durante la prueba y una oportunidad real para los claustrofóbicos.


Este equipo, que reúne tecnología de última generación en calidad de imagen y el máximo confort para el paciente porque puede sentarse cómodamente en un sillón fuera de la máquina, y tan sólo introducir la extremidad a analizar dentro de la antena receptora.

Las ventajas son muchas, tanto para el paciente por la enorme comodidad que aporta, como para la clínica, por la altísima calidad de imagen que proporciona y por la posibilidad de practicar la prueba a un segmento de pacientes a los que hasta la fecha se les había de buscar soluciones diagnósticas alternativas como el TC. Además, el nuevo equipo también está indicado para personas con poca movilidad, niños y pacientes con obesidad mórbida.”

Acceso a las mínimas lesiones
La RM Optima MR430s puede realizar una exploración cada 20 minutos, y constituye una gran innovación en imagen en el sistema músculo esquelético de extremidades tanto para pacientes como para médicos, ya que combina la eficiencia y alta calidad de los mejores equipos de resonancia magnética.

Está especialmente diseñada para detectar patologías que afecten a articulaciones, tendones, ligamentos o huesos de la rodilla, tobillo, pie, codo, muñeca y mano. Como explica el Dr. Jaume Pomés, “este equipo incorpora un software con secuencias especiales que permite acceder a campos muy pequeños con gran detalle anatómico, y realizar exploraciones con técnicas avanzadas como el T2 mapping, para valorar con exactitud el estado del cartílago”.

Dr. Jaume Pomés
El MR430s Optima ofrece una combinación que los radiólogos que siempre has querido: una especialidad sistema musculoesquelético MR con un imán 1.5T. Ahora pueden solicitar adquisiciones precisas del brazo, incluyendo el codo, la muñeca y la mano, o la pierna, incluyendo la rodilla, el tobillo y el pie y conseguir la calidad de imagen y consistencia que esperan de un motor más potente, sistema convencional de RM.
Líderes en el sector gradientes entregar 70Mt / m de potencia y 300T/m/s de velocidad de subida.
Espaciamiento de eco corto y alta relación señal-ruido, active alta resolución e imágenes nítidas.
El diseño del sistema se asegura de que la anatomía de destino se coloca con precisión en el isocentro del imán, y la proximidad de la bobina aumenta de señal-a-ruido para alta claridad, incluso en pequeña anatomías. Además, la proximidad de una bobina adaptada a la anatomía específica aumenta señal-a-ruido con información clínica rico.
Una huella tan pequeño como 222 pies cuadrados (20.65 metros cuadrados) permite una localización fácil y menores costos de instalación, mientras que el ligero <900 lb (408 kg) imán cabe por la mayoría de los ascensores y las puertas convencionales.
Seis iso-céntricas bobinas de RF dedicados (que van desde 80 mm a 180 mm de diámetro interno) se puede acomodar una amplia gama de tamaños de pacientes, de los pacientes más pequeños a más grandes atletas y anatomías.

Hace pocos días, un colega de profesión me dijo que estos aparatos deben de proliferar en los Centros de Diagnóstico porque "la gran mayoría de las pruebas de Resonancia son de articulaciones que esta máquina puede hacer. Ocupa poco espacio, y un Técnico Radiólogo puede hacer pruebas de forma Autónoma y muy rápido".